Leche de Tigre, la esencia del cebiche
Elaborar una Leche de Tigre no es nada complicado, sí que lo es igual encontrar ajís de varios tipos. Un ingrediente que le aporta ese “picor” característico y tan adictivo. Aunque si prefieres, lo puedes sustituir por un poco de guindilla. No es exactamente igual, pero nos puede sacar del apuro.
Raciones Tiempo de preparación
4personas 20minutos
Raciones Tiempo de preparación
4personas 20minutos
Ingredientes
Instrucciones
  1. Pelamos los langostinos, quitamos los intestinos y cortamos a la mitad.
  2. Machacamos en el mortero las cabezas. Colocamos los langostinos en su interior. Cortamos la lima y la naranja a la mitad y exprimimos su zumo con la mano.  Tapamos con papel film, guardamos en la nevera y dejamos macerar durante diez minutos.
  3. Vertemos en el vaso de la batidora o Thermomix el jugo del ceviche, el pescado, y la leche evaporada. Añadimos el ají lavado, la cebolla lavada un trozo de apio y unas cuantas hojas de cilantro.
  4. Quitamos las cabezas de los langostinos y añadimos el resto, rebañando con una espátula de silicona.
  5. Sazonamos a nuestro gusto y trituramos bien durante un par de minutos.
  6. Nos quedará una especie de crema líquida, de sabores armónicos en la cual no sobresale ninguno de ellos (pero se notan todos), que podemos servir como cóctel o aperitivo en copas tipo Martini.
Notas de la receta

Aunque la Leche de Tigre también puede ser un extraordinario y sorprendente plato principal, tan sólo añadiendo unas rodajas de pulpo o calamar, langostinos o gambas cocidas y peladas, trozos de pescado en cebiche, vieiras o zamburiñas con su concha, o un poco de Pisco Peruano, como en algunas versiones locales.